Iglesia vieja de Sabugo

1

Avilés cuenta con la particularidad de tener dos cascos antiguos, divididos por el parque del Muelle. En el popular barrio de Sabugo, de origen medieval, se encuentra uno de los mejores monumentos de la ciudad, la iglesia vieja de Sabugo. Situada en la plaza del Carbayo, la construcción de este iglesia, que se inicia a principios del siglo XIII, responde a las necesidades religiosas del único barrio extramuros del Avilés medieval. Se trata por tanto de un casco antiguo que, en origen, estaba fuera del núcleo central de la villa.

Consagrada a Santo Tomás de Canterbury, en ella se observan evidencias del carácter abierto y cosmopolita que tenia esta ciudad en la Edad Media, merced a su puerto pesquero y comercial, ya que la iglesia tiene influencias románicas y góticas (la propia advocación a un santo foráneo ya lo indica).

Las obras se prolongaron bastante en el tiempo, por lo que en la construcción conviven dos estilos diferenciados. La influencia románica queda patente en el ábside semicircular y en la puerta lateral. Por su parte, la portada principal y el arco triunfal interior son ya de un estilo protogótico.

La iglesia fue declarada Bien de Interés Cultural en 2006.

No podemos dejar de indicar que esta bonita iglesia se encuentra en una de las plazas con más vida y ambiente de la zona vida de Avilés, la plaza del Carbayo, donde antiguamente se centralizaba la vida social de este barrio marinero y que actualmente sigue funcionando como punto de encuentro, con numerosas terrazas y especialmente concurrida en los meses de buen tiempo.

Agradecimientos: Fotografía de Michel

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: